jueves, 8 de octubre de 2015

Para pensar, debatir, comprender

Fragmentos.

Y no podíamos terminar este día, sin otro gran evento: hoy, la Argentina ha cerrado el último capítulo del gran endeudamiento argentino. Hoy, la Argentina ha pagado íntegramente el Boden 15. Este Boden 2015, que emitimos por 5.700 millones de pesos, el 3 de octubre de 2005 y saben cuál es la novedad, que es la primera vez que un gobierno, que emite una serie de bonos de endeudamiento es el mismo el que lo paga y no se lo deja a otro.(…) Quiero decir que, por ejemplo, este es el monto más grande que hemos pagado, en realidad el monto más grande y de un solo saque, lo pagó Néstor Kirchner cuando le pagó al Fondo Monetario Internacional 9.600 millones de dólares en el año 2005, que fue algo mucho más que pagar una deuda. Pagarle al Fondo, fue tomar la decisión de que la Argentina iba a comandar la economía nacional sin recetas ni órdenes recibidas de afuera. No fue solamente el pago de un préstamo, fue una decisión irrevocable de autonomía política, económica y social.
    Cristina Fernández, Acto por el 87 Aniversario del “Día del camino”, en Tecnópolis, Villa Martelli, Prov de Bs. As.     6/10/15

El hecho de la centralidad presidencial a pocos meses de una elección en la que Cristina no puede presentarse tiene una cantidad de profundos significados. Estamos ante el naufragio de la estrategia principal del centro coordinador del poder económico-mediático en la Argentina; no trabajaron todos estos años principalmente para instalar un liderazgo opositor sino para que el gobierno tuviera que retirarse en medio de un caos político. Ese final era necesario para dos objetivos igualmente esenciales: crear las condiciones de legitimidad para un brutal ajuste económico y el regreso a la normalidad neoliberal y escarmentar a la política argentina contra cualquier intento de reincidencia en aventuras “estatistas” o “populistas”. Hay una enorme cantidad de episodios que dan cuenta de esa estrategia que, por otro lado, no tiene nada de original y constituiría una reedición de la saga del golpismo oligárquico, en este caso sin marchas militares ni comunicado número uno y, en cambio, con alguna modalidad institucional del tipo de las ya ensayadas en otros sitios de América latina. Ciertamente, la estrategia sigue vigente y no faltarán nuevos intentos de llevarla al triunfo, pero un operativo desestabilizador triunfante en plena época preelectoral sería una innovación histórica.
    Edgardo Mocca, “Por qué fracasaron los pronósticos”, politólogo y periodista, 24/05/15

Consideramos que el Estado es una realidad cotidiana de la ciudadanía, que va transformándose por la acción. El pueblo es consciente, sabe de sus derechos, defiende los conseguidos y va por los que le faltan. El pensamiento y la palabra en coherencia con la acción van construyendo argumentaciones y contra-argumentaciones que se profundizan en el diálogo con diferentes actores de la sociedad. Los sectores populares optan y deciden a partir de saberse capaces de transformar la realidad para el bien común.
    Red Mujeres con Cristina, fragmento elaborado colectivamente en el 5to Encuentro Nacional de la RMcC, “Mujer, vida     pública y democracia”, 21 y 22 de agosto 2015

Los ejecutivos viven cada vez con mayor dificultad las situaciones cotidianas en el trabajo, ya no se identifican con tanta facilidad con el destino de su empresa, procuran sustraerse a las presiones crecientes de su entorno e incluso adhieren a las críticas más directas que se dirigen contra el nuevo orden económico, cuyo establecimiento presenciaron durante la década de 1990 y en el que el cliente y el accionista son dueños de la situación. En suma, ellos, de quienes hasta aquí se creía que “jugaría a favor”, empiezan a “jugar en contra”.
    François Dupuy, La fatiga de las elites. El capitalismo y sus ejecutivos, Ed. Manantiales, 2006

Como mujer y hacedora cultural, estoy comprometida con las causas vinculadas con la mujer y su rol en la historia de la humanidad. Recién ahora la mujer está pudiendo “ser”. Incluso, en algunas culturas todavía no lo “son”, por cuestiones religiosas, culturales, etc. Son ninguneadas o maltratadas. Al ser mujer, no puedo mirar para otro lado. “Afrodita”, por ejemplo, es una canción muy power, muy para arriba. Es una cumbia electrónica con sonidos del altiplano que refleja la diversidad que significa la palabra “mujer”: diosas, brujas, vírgenes, putas, madres, trans, vengadoras y guerreras; cuerpos deseados y creados.
    Vivi Pozzebón, percusionista y compositora cordobesa, 18/09/15

Empero, este resultado no parece obra pura de la casualidad. La provincia de Tucumán y su ciudad capital tiene antecedentes recientes en ese sentido, desde el Operativo Independencia hasta el triunfo en comicios de quien llevó a cabo ese operativo y luego fue condenado por los delitos de lesa humanidad cometidos, sin que su Poder Judicial ni el federal se diera por aludido durante aquellas atrocidades. Hoy, en cambio, reacciona con presteza frente a la voluntad popular. Tampoco la significación del poder judicial actual así, con minúscula, como poder de los jueces puede sorprender. Como dije, el Derecho y “la Justicia” se han transformado en una suerte de mecanismos de defensa –amparos, medidas cautelares y precautelares, Derecho preventivo, etc.– de intereses espurios de una clase social, mejor aún, de una corporación, la de los juristas, que dominan por varias vías aquello que denominamos “Poder Judicial”, verdaderos sacerdotes intérpretes de aquello que mandan los portadores básicos de esos intereses. Por supuesto, todo ello funciona a costa de evitar el valor de la “igualdad” de todos los ciudadanos, presupuesto ineludible de la libertad y la fraternidad. De allí la pena antes que la esperanza.
    Julio Maier, “Nostalgias tucumanas”, profesor titular consulto Facultad de derecho, UBA, 18/09/15

(la Comisión para la Paz) Esta comisión estaría por encima de la Comisión de Seguimiento que se formó para seguir con el trabajo de la Comisión para la Paz. Está pensada para tener vínculo directo con presidencia. O sea, tiene un valor importante. Y a su vez, si bien aún no estaba consolidada su forma legal, Tabaré Vázquez pidió a los organismos que hagan llegar sus opiniones. Y llegaron las opiniones (…) Hicieron llegar un beneplácito, pero a su vez teniendo en cuenta que hay mucho tiempo que ha pasado acá. ¡Se nos están muriendo tanto las víctimas como lo victimarios! Y los procesos cuando mueren los victimarios, se cierran. Plantearon una serie de medidas para salvar los déficit del retraso (…) No tienen gran costo ni materiales ni de organización, pero requieren de una voluntad política. Hasta el momento no hubo ninguna respuesta. Nunca fueron llamados los organismos. Y lo único que hubo es que sí, ahora existe en forma legal la Comisión por Verdad y la Justicia, que es donde volcamos todas estas inquietudes. Tenemos toda la impresión de que es una cuestión de forma, pero en realidad no se han tocado las bases fundamentales para romper la impunidad. No hay una convicción política de que se lleven a cabo.
    Sara Méndez, testigo del juicio a represores uruguayos en Roma, 23/08/15

La especie humana se ve desafiada por las consecuencias socioculturales no planificadas del progreso técnico mismo. (…) Pero a este desafío de la técnica no podemos hacerle frente solo con la técnica. Lo que hay que hacer, más bien, es poner en marcha una discusión políticamente eficaz que logre poner en relación de forma racionalmente vinculante el potencial social de saber y poder técnicos con nuestro saber y querer prácticos.
    Jürgen Habertmas, Ciencia y técnica como ideología”, Madrid 1989

La razón política nunca es privada. Cuando es privatizada, deja de ser política. La razón técnica tiende a eliminar la razón política. Lo técnico trata a la gente como objeto, como cosa, expropia la política. Toda privatización es impolítica.
    Eduardo Rojas,  Jornada 5to. Aniversario de la RMcC, nodo Mar del Plata, docente e investigador, Universidad Nacional     de San Martín, 3/10/15

Red Mujeres con Cristina
Déjanos tus comentarios para el debate político

Para comunicarte con nosotras escribanos a: redmujeresconcristina@gmail.com
Facebook: Red Mujeres con Cristina